La carne de pollo es indispensable en nuestra cesta de la compra, en verano es un básico porque se trata de una carne ligera, con pocas calorías y es ideal para los días de calor. Además, es muy versátil y acompaña con todo tipo de guarniciones. Es apta para todas las edades, desde la gente mayor hasta los más pequeños. También para dietas de adelgazamiento o libres de grasa  y se prepara de forma fácil y sencilla. En verano apetecen ensaladas fresquitas,  platos combinados ,…así que echale un poco de imaginación y sobretodo ¡mucho sabor! Si quieres preparar unas deliciosas recetas, te recomendamos nuestros pollo de corral, alimentado de forma natural y  salidas al aire libre.

Ensaladas

Las ensaladas son un plato apetecible, se preparan de forma rápida y se combinan con muchísimos ingredientes diferentes. Podemos cocinar el pollo de forma crujiente, empanado, frito o a la plancha. Los aliños puede ser con aceite de oliva y limón, salsa yogurt, pimienta y sal o incluso miel.

Y nuestros ingredientes favoritos son tomates cherry, parmesano, canónigos, croutons de pan y manzana. Esta ensalada concretamente está acompañada de naranja, tomates cherry y aliñada con vinagre de módena.

Brochetas

Las brochetas también son una forma original para preparar la carne de pollo. Se pueden acompañar de verduras, hortalizas o frutas de temporada. A continuación os vamos a dar algunos trucos para que queden estupendas.

  1. Cortamos el pollo y las verduras con un tamaño similar para que queden homógeneas en el pincho.
  2. Preparamos un aliño, puede ser con pimienta, sal y aceite de oliva, o con ajo, con pimientón dulce o hierbas aromáticas.
  3. Mezclamos el aliño con el pollo y las verduras hasta que quede todo bien empapado.  A continuación los colocamos en el pincho de forma que quede un trozo de verdura y despúes pollo.
  4. Para finalizar colocamos las brochetas en la parrilla hasta que queden doradas por fuera y tiernas por dentro.

Crepes

El crepe  también es una forma original para preparar tus platos de comida. Se puede preparar de mil formas acompañando verduras, hortalizas y alguna fruta que nos apetezca. Esta receta es una de nuestras preferidas a la hora de preparar un crepe salado para cenar o almorzar, su elaboración es muy sencilla, así que toma nota porque en tres pasos lo tienes listo para comer!
1. Calentar en una sartén el crepe hasta que empiece a dorarse.
2. Salpimentar el pollo y cortarlo a tiras. En una sarén con un poco de aceite cocinarlo hasta que quede un poco dorado por fuera y tierno por dentro.
3. Completar el crepe con rúcula y queso de cabra. 

Quinoa con verduras y pollo

*La quinoa es una semilla, pero con características únicas al poder consumirse como un cereal, por eso, la llamamos también pseudocereal.  La mayor parte de sus calorías provienen en forma de hidratos complejos, pero también aporta cerca de 16 gramos de proteínas por cada 100 gramos y ofrece alrededor de 6 gramos de grasas en igual cantidad de alimento.

Este plato resulta ser completísimo que junto a las verduras- hortalizas y las proteínas de la carne que lo conforman hacen de él un plato 100% nutrititivo.
Nuestra receta favorita  es una ensalada a base de lechuga hoja de roble, cebolla morada, zanahoria y quinoa aliñado con limón, aceite de oliva y sal. El pollo lo preparamos a la plancha y lo aliñamos también con limón.

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar